En México, 7 de cada 10 retirados cuenta con una vivienda de su propiedad, es decir un inmueble que está a su nombre, según datos de la última encuesta de Amafore sobre la situación que enfrentan las personas en edad de retiro, publicada en agosto de 2013.

Este es un dato positivo, sí, hasta cierto punto.

Los ladrillos son el patrimonio que en México más se valora y el que se tiene, pues si bien los viejitos de hoy tienen casa, 4 de cada 10 trabajan y de éstos el 83% lo hace porque necesita el dinero. Solo 16% de los adultos mayores a los 65 años que trabajan lo hacen porque quieren mantenerse activos.

De los que trabajan 77% tienen ingresos menores a los 5,500 pesos al mes. Además de que 7 de cada 10 cuentan con dependientes económicos.

Y el escenario se va poniendo más gris.

28% de los encuestados dependen económicamente de alguien más y en su gran mayoría, quienes los apoyan o mantienen son los hijos.

Imagino que los hijos quizá no tengan casa propia y vivan en la de sus padres o renten, este dato no viene en la encuesta, lo asumo porque 4 de cada 10 dice que para sus hijos es difícil o hasta muy difícil mantenerlos. El dinero que quizá podrían ahorrar para la adquisición de un inmueble se va en la ayuda a sus padres.

Y la cereza en el pastel o la lección de todo esto para las siguientes generaciones es que solo 2 de cada 10 hizo planes para el momento de su jubilación y su vida después de los 65 años. 63% dice que no ahorró porque no le alcanzaba para eso.

Los ladrillos son un gran activo patrimonial, es positivo que tan alto porcentaje tenga casa. Pero es preocupante que sigan trabajando por necesidad, porque entonces es muy probable que el mantenimiento de la casa sea un peso. Por eso tantos reciban ayuda de sus hijos para no solo ellos, sino sus dependientes económicos.

La planeación, las metas a futuro y el ahorro para enfrentar esta etapa de vida son esenciales. Jóvenes, ahora que pueden trabajar, planeen, establezcan metas y ahorren  para llegar a las canas con casa y dinero para disfrutar la vida.

 

 


old-bears-1075604-m

¿Ya hiciste los cálculos?

Apuesto a que no sabes cuánto debes ahorrar para que cuando te retires puedas mantener el estilo de vida que hoy tiene.

Solo 6% de los mexicanos ha pensado cuánto debe ahorrar para su retiro para tener un estilo de vida similar al actual, según los resultados de la Encuesta Nacional 2013 “Conocimiento y percepción del SAR” realizada por la Consar.

Existen varias herramientas para que calcules cuánto puedes juntar según el monto que destines o tengas en tu afore, lo tienen páginas de afores o de instituciones que ofrecen planes personales de retiro. Aquí la de Consar y la que puedes descargar en el sitio de CNNExpansion.com.

No les pido que tengan un número exacto en la cabeza, creo que es difícil asegurarte que con X cantidad vas a vivir perfecto, pero sí podemos hacer aproximaciones y -por lo menos- hacer un esfuerzo por juntar para el futuro, establecer una meta razonable.

Pocos hemos hecho el cálculo y seguro menos ahorran lo que necesitan para lograr un retiro digno. Ya es de conocimiento que la afore no te va a alcanzar, ya es también conocido el hecho de que pocos ahorran a largo plazo y que muy pocos piensan en el retiro. En este espacio he dicho varias veces que el futuro de tu vida con canas está en tus manos. Aún así, este resultado es desalentador: 6 de cada 100 mexicanos sabe cuánto debe ahorrar para no pasarla mal en el futuro.

Los invito a pensar cómo quieren vivir cuando tengan más de 70 años, qué tipo de vida quieren, si van a querer viajar o pedirle dinero a sus hijos para pagar tus medicamentos.

En esta misma encuesta se dice que 34% de los más de 3,000 encuestados declara tener el hábito del ahorro, pero de esos, 7 de cada 10 juntan dinero para una emergencia y solo 7.2% lo hace para el retiro. El ahorro para el largo plazo es casi nulo en el país. ¿Cómo vamos a enfrentar ese momento en el que se invierta la curva poblacional y seamos más los viejitos que los jóvenes?, ¿cómo pensamos vivir?

Si esto te ha convencido de pensar en tu futuro y el retiro y quieres saber más sobre cómo ahorrar para ese momento, te dejo unas lecturas que pueden ayudarte y guiarte:

- Prepara un retiro feliz

- Ahorra para tu retiro y gana

- Usa ahorro ‘alternativo’ para retirarte

Ojalá esto los motive para que el año que viene que Consar realice la encuesta de nuevo seamos mucho más los que sí estamos ahorrando para cuando seamos viejitos.

Espero sus comentarios en la zona de opinión y sigamos la conversación en Twitter @vivircomoreina o en facebook.com/vivircomoreina.

 

 

 


Afore Banamex fondeó este martes un primer mandato para que Schroeders, la firma inglesa, invierta 200 millones de dólares de los trabajadores mexicanos en renta variable global.

Esta es la primera afore que logra poner en marcha un mandato después de dos años de trabajar de la mano de la Consar, que permitió esta figura en el 2011.

¿Y esto por qué importa?

Se logra la diversificación de los recursos de los trabajadores mexicanos y esta es la regla número uno de las inversiones. Por otro lado, se le da a un experto el dinero para ser invertido en lo que este experto mejor sabe, en vez de que alguien en la oficina de Reforma de Banamex decida en qué invertir en el mundo, lo cual se traduce en un menor riesgo para el dinero.

¿Por qué no solo invertir en México?

Las afores han invertido siempre en México y tienen permiso de invertir un pedazo muy pequeño de los activos en el mundo entero, no es como que se esté sacando todo tu dinero del país, pues. Y regresamos al punto que ya hice, la diversificación ayuda a estar más protegido ante eventualidades financieras.

Este tipo de inversiones las hacen fondos de pensión en el mundo entero para lograr mejores rendimientos, las afores en México no están incursionando en figuras o herramientas de inversión que no han sido probadas por muchos otros antes.

En México solo 20% de los activos se pueden invertir en valores extranjeros. Hay algunas Siefores que pueden invertir más que otras, es decir, si estás más cercano a la edad del retiro tu exposición a este tipo de activos será menor a la de un trabajador que tiene 28 años. Esto hace que en el largo plazo haya tiempo para nivelar el riesgo y que el dinero tenga rendimientos interesantes.

Otra afore que ha dicho que está interesada en aprovechar esta figura es Sura, así que los que tengan su afore ahí, manténganse pendientes porque pronto su dinero también podría estar invertido en… no sé… ¿Noruega?

Será interesante ver qué otras afores optan por esta figura para diversificar sus carteras y cuáles son las que deciden seguir invirtiendo solo en lo que hasta ahora han invertido. Al final, esto traerá solo otro elementos de comparación y competencia para pelearse por los clientes mexicanos.

Espero sus opiniones en la zona de comentarios y sigamos la conversación por Twitter en @vivircomoreina y en Facebook en Facebook.com/vivircomoreina. 

 


Este primero de julio fue el cumpleaños 16 del Sistema de Ahorro para el Retiro (SAR) que en 1997 cambió las reglas del juego para que los trabajadores afiliados al IMSS tuvieran un sistema de pensión de contribución definida y una cuenta individual, es decir, las afores.

Hay un panorama muy alentador de cómo gracias al SAR y la reforma hoy el IMSS y el ISSSTE tienen un sistema de pensiones sostenible. Y es cierto, pero no hay que cantar victoria. El SAR tiene grandes retos por delante y la verdad, es que tú tienes mucho trabajo que hacer para que el día de mañana lo que recibas con tu pensión te alcance para vivir dignamente. Así que en parte… si ya eres generación afore y cuando cumplas 65 años no te alcanza, será tu culpa.

A 16 años este es el panorama:
- Existen 12 afores.
- Las afores tienen casi 2,000 millones de pesos bajo administración.
- El dinero de los trabajadores en las afores representa el 13% del Producto Interno Bruto (PIB) del país.
- Existen 49 millones de mexicanos con una cuenta individual de afore.
- Los rendimientos que se han ofrecido en los últimos 16 años en han sido del 13.07% nominal y 6.4% real promedio anual.
- Las afores han financiado a empresas mexicanas de distintos tamaños con 657,141 millones de pesos.

En toda teoría todos los que se retiren bajo esta nueva ley -con su afore- formarán parte de un sistema de pensiones sostenible, que si bien no resolverá nuestros problemas a la hora de tener canas, sí nos permite mejorar la cantidad que vamos a recibir por medio de aportaciones voluntarias y sabiendo -exactamente- cuánto dinero tienes en tu cuenta.

Pero, como dije antes, el SAR tiene muchos retos para que los mexicanos puedan tener y lograr una pensión más digna.

Retos claves:
- Con una aportación del 6.5% del salario -como se pide a los afiliados al IMSS- o de 11.30% -afiliados al ISSSTE- no será suficiente para tener una pensión del 70% de tu último ingreso. Estas aportaciones deben incrementar, ya sea con aportaciones voluntarias de los trabajadores -cosa que no sucede con mucha frecuencia- o que por ley se obligue al trabajador a aportar más para su retiro.
- Por otro lado, al SAR están solo los trabajadores afiliados al IMSS o al ISSSTE, es importante que los que trabajan para gobiernos estatales o municipales, universidades públicas y paraestatales den el salto a un sistema de contribución definida para que el sistema sea viable. ¿Por qué? Pensemos que hoy el bono demográfico en México hace que muchos jóvenes trabajen y paguen por las pensiones de los viejitos, pero esto se va a revertir y en 35 años habrá ´mas pensionados que jóvenes trabajando, esto en principio es uno de los factores por los cuales no tener un sistema como el propuesto por el SAR no hace sentido a largo plazo.
- Al inicio, la mayoría del dinero en las afores se invertía en deuda gubernamental, ahora ya hay posibilidad de invertir en instrumentos mucho más complejos. Ese ha sido un avance interesante, pero debe seguir avanzando pues el tope de inversión en renta variable, por ejemplo, de solo 20% de la cartera es insuficiente para que se logren rendimientos interesantes, sobre todo conforme vaya creciendo el dinero administrado por las afores.

¿Festejamos o no?
Queda claro que el SAR tiene muchos retos por delante.

México también tiene muchas batallas que ganar para que su sistema de pensiones no sea una carga terrible en unos años.

Pero el mayor reto lo tenemos cada uno de los mexicanos que no pensamos en el retiro, que no ahorramos para el retiro, que no tenemos idea de en qué afore estamos, de si aportamos o no, o incluso seguimos con la idea de que las afores son una tomada de pelo.

El retiro, como he dicho varias veces en este mismo espacio, está en nuestras manos. El gobierno nos ayudará cada vez menos, las familias no podrán con la carga económica de sus adultos mayores. Si quieres pasarla bien cuando te retires, debes trabajar en tu pensión desde hoy.

Da click en la palabra para leer más sobre lo que he escrito sobre afores y retiro.

Espero sus opiniones en la zona de comentarios y sigamos la conversación por medio de Twitter en @vivircomoreina o Facebook.com/vivircomoreina

 


¡Qué bien cae un dinero extra! Pero, antes de salir a gastarlo, piensa cómo podrías aprovecharlo mejor.

Es la temporada del reparto de utilidades. Las empresas obtienen ganancias cada año por su actividad productiva o los servicios que ofrece, y debe compartirla con sus empleados -los que realmente ayudan a conseguir esas ganancias-. Por lo tanto, entre mayo y junio muchos recibirán un dinerito extra.

¿Cómo funciona?
Si trabajaste al menos 60 días en el año tienes derecho a este dinero.

¿Cuándo recibirás?
No todos los años es igual, así que no es un monto que puedas tener claro en tu presupuesto, porque el cálculo, según datos de la Procuraduría Federal de la Defensa del Trabajo (Profedet) depende de los días que trabajaste en el año y tu sueldo.
Por cierto, si ya no trabajas en la empresa porque cambiaste de trabajo a la mitad del año, puedes ir por tu parte correspondiente.

Las empresas que no dan:
No toda empresa está obligada a dar reparto de utilidades. Por ejemplo: las de reciente creación, las de asistencia privada sin fines de lucro, las que no hayan obtenido un ingreso anual declarado al Impuesto Sobre la Renta de menos de 300,000 pesos, el IMSS y las instituciones públicas descentralizadas con fines culturales, asistenciales o de beneficencia.

¿Para qué lo puedo usar? (Y esto aplica para cualquier dinero extra, desde el reparto hasta los bonos, premios, y también si te ganaste la lotería).
1. Paga deudas. Si tienes deudas, aprovéchalo para pagarlas y dejar atrás el pago de intereses.

2. Adelanta créditos. Si tienes una hipoteca, un crédito hipotecario, personal o de nómina, y en el contrato no se penalizan los adelantos, usa el dinero para una aportación a capital y bajar así tu mensualidad o el plazo de la deuda.

3. Invierte. Piensa en esa etapa en la que ya no tengas ingresos -el retiro- y por lo menos usa una parte del dinero para invertirlo en fondos de inversión o en el ahorro voluntario de tu afore.
Si el retiro lo tienes cubierto, entonces piensa en una de tus metas financieras y aporta para lograrla.
Recuerda que debes tomar decisiones inteligentes, antes de ponerlo en cualquier fondo, pide asesoría para encontrar el mejor para tu perfil. Y si vas a hacer aportaciones en tu afore, asegúrate que ésta siga siendo la mejor en comparación con las otras.

4. Empieza tu fondo de emergencia. En teoría deberías tener un ahorro líquido y de fácil acceso de entre 3 y 6 meses de tus gastos fijos para un día o temporada lluviosa. Si no lo tienes, esta es una buena forma de empezarlo.

5. Adquiere un seguro. Si te falta el seguro de vida para uno de los proveedores de la familia, es tiempo de adquirirlo. Si puedes con ese dinero pagar tus seguros de gastos médicos mayores para que todos en la familia estén cubiertos, hazlo. Y si tu coche sigue sin seguro, más te vale que lo adquieras ya. La previsión es necesaria para unas finanzas sanas.

6. Disfrútalo. Si todo lo anterior lo tienes cubierto (sean honestos), entonces puedes usar parte de este dinero extra en un premio, gástalo en lo que traigas ganas y disfruta tu orden financiero.

Si ya recibieron su reparto, ojalá nos compartan cómo lo usaron y cómo tomaron la decisión de que era la mejor opción.

Espero sus experiencias en la zona de comentarios y sigamos la conversación por medio de Twitter en @vivircomoreina y Facebook en www.facebook.com/vivircomoreina.
 

 


Ayer presentaron los resultados de la encuesta de INEGI y Consar titulada: ‘Primera Encuesta Nacional de Trayectorias Laborales’. Es un esfuerzo interesante de las dos instituciones por entender cómo trabajamos en México y qué tanta seguridad social obtenemos por nuestro trabajo.

Uno de los resultados que más asustan, por ejemplo, es que más de la mitad de la población analizada no está afiliada a alguna institución de seguridad social.

Pero lo que quiero compartir hoy en este post son las diferencias entre hombres y mujeres en el ámbito laboral, según los resultados de la encuesta.

De las personas que cambiaron de trabajo en el periodo analizado, un 65.8% de la muestra, la mayoría de los hombres (68.8%) se dedicó a buscar trabajo, mientras que en el caso de las mujeres 33.7% buscó trabajo y 32.7% se dedicó al hogar. Esto no es sorprendente, es probable que las mujeres que regresaron a casa del ámbito laboral lo hayan hecho por un embarazo o el cuidado de los hijos. Lo que me sorprende es que:

1. Un porcentaje mayor de mujeres quiere jubilarse a una edad más temprana, en comparación con los hombres. Es decir, queremos trabajar menos tiempo. 74.4% de las mujeres quieren jubilarse con menos de 60 años, mientras que los hombres el 59% quiere jubilarse antes de cumplir 60. Ojo, no olviden que la edad de retiro estipulada en México es de 65 años.

2.   Si bien un 46.2% de los trabajadores dijeron que ahorran, en porcentaje, las mujeres (47.9%) ahorran menos que los hombres (50.9%).

Con estos tres datos se podría concluir lo siguiente: Las mujeres, cuando dejamos nuestro trabajo, tres de cada 10 regresamos a casa. De las que están en el mercado laboral, 7 de cada 10 ya no quiere trabajar a sus 60 años. Y además, de las que trabajan y se quieren retirar a una edad menor, 5 de cada 10 ahorran.

Es normal que muchas mujeres decidamos dejar el mercado laboral por temporadas largas por el cuidado de los hijos o una enfermedad, pero me parece importante reflexionar por qué queremos trabajar menos tiempo que los hombres y por qué ahorramos menos. Si queremos pasarla bien al jubilarnos, antes de nuestros 60 años, ¿no sería bueno que todas estuviéramos ahorrando? (¿Y, mucho…?)

¿Ustedes qué opinan?

Si quieren leer más sobre los datos de la encuesta, revisen: Mexicanos: más trabajo y ¿más salario?

Espero sus comentarios en la zona de opinión y sigamos la conversación en Twitter en @vivircomoreina y en Facebook

 


El último post que escribí sobre la despedida de la Siefore 5 causó un par de dudas sobre si valía o no la pena hacerlo.

Envié dos preguntas de los lectores a la Comisión Nacional de Ahorro para el Retiro (Consar) y me dieron una respuesta.

Les comparto las preguntas y las respuestas tal como fueron enviadas:

COMENTARIO 1
“Soy estudiante de Economía, en el IPN, y al entablar una charla con mi profesor de finanzas, nos dimos cuenta que no sería tan viable que se fusionaran las Siefores, ya que aunque digan que no es mucha la diferencia entre las mismas, no se pusieron a pensar en pesos y tasas.
A la larga los ahorros de los trabajadores si serán mermados, ya que la tasa de rentabilidad será menor.
Aunque si estoy en un error, me gustaría que me aclararan este punto.
Que tenga un excelente inicio de semana”.
Lis

RESPUESTA DE CONSAR:
Es importante señalar que el horizonte de inversión de los trabajadores en estas  Siefores es a largo plazo. Las Siefores  B5 y B4 cuentan con reglas de inversión (conocidas como régimen de inversión: http://www.consar.gob.mx/normatividad/pdf/normatividad_emitida/circulares/Disposiciones_del_regimen_de_inversion_para_sociedades.pdf  ) que permiten maximizan la rentabilidad en horizontes amplios, es decir de más de 30 años. Dado que desde hace varios años las Siefores B5 y B4 cuentan con el mismo Régimen de Inversión, el rendimiento esperado de ambos fondos sería esencialmente el mismo sobre todo por que el fondo se hace más grande, por lo que no necesariamente los rendimientos serán inferiores, dado que también al permanecer en un horizonte más largo de inversión se dará oportunidad a los trabajadores de un grupo y de otro de estar por más tiempo ganando rendimientos altamente competitivos.

COMENTARIO 2 
“¿No hay mucha diferencia porque la administradora en ambas Siefores tienen el mismo ranking? Qué tal si tomamos este ejemplo: Banamex siefore básica5 rendimiento 15.79, Banamex siefore básica4 rendimiento 13.87. La diferencia es 1.92. Suponiendo que tiene acumulado en la subcuenta de retiro $20,000, dejará de ganar 384. Y esto dependiendo su edad. A futuro impactará en el cálculo de pensión, a menos que el rendimiento de siefore básica4 incremente.
En otro aspecto, ¿adiós a siefore básica 5 porque pocos jóvenes cotizan o porque no está representando negocio para las administradoras de fondos para el retiro?
Probablemente como solución les recomendarán realizar aportaciones voluntarias o complementarias, y es bueno, pero no si se trata de un cambio que no están generando los jóvenes que pertenecen a la PEA. Y si una propuesta sustentada en que son pocos los que trabajan siendo jóvenes, a los que por su edad ya les fue asignada siefore cuatro deberían compensarlos para que no dejen de ganar”.
Pepe

RESPUESTA DE CONSAR: 
La diferencia en la rentabilidad observada entre los fondos SB5 y SB4 se explica debido a que en sus primeros años de existencia las reglas de inversión eran distintas y en el caso del fondo SB5 se contaba con un régimen de inversión más agresivo. Conforme se ha dado la apertura al régimen de inversión incluyendo más clases de activos y vehículo de inversión, el régimen de inversión de estas Siefores se fue igualando. La única diferencia radica en el porcentaje de “Bursatilizados” que en la SB4 es de 30% y en la SB5 es de 40%.
La consolidación de recursos entre la Siefore Básica 5 y la Siefore Básica 4, también se explica por la dinámica operativa de transferencias anuales de recursos de aquellos trabajadores que alcanzaban la edad del siguiente fondo (situación prevista en la regulación), ya que al presentarse una reducción en los activos de la Siefore SB5, también se estaba ocasionando una mayor complejidad para aprovechar las posibilidades de diversificación.

Ojalá que no solo a quienes preguntaron o comentaron les sirva la respuesta del regulador.

Espero sus comentarios en la zona de opinión y sigamos la conversación por medio de Twitter en @vivircomoreina.


El gran reto que enfrenta México, según la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar), es incorporar a los jóvenes al mercado laboral formal. Por lo que en un comunicado de prensa se han puesto a favor de la Reforma Laboral que hoy está en la mesa del Legislativo.

Pero más allá de lo que pase o no en el Congreso, lo importante es que un trabajador que empiece a cotizar a los 20 años con respecto a otro que ingrese a los 30, obtendrá una pensión de casi el 80% superior en relación al que entró tardíamente a trabajar.

Y es un hecho que pocos mexicanos menores a los 26 años trabajan y cotizan en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y por lo tanto cuentan con una afore y un ahorro para su retiro. De hecho, la Siefore 5 -donde se guardan los recursos de estos mexicanos- cuenta con poca liquidez y se ha decidido transferir sus fondos a la Siefore 4, que es para trabajadores de entre 27 y 36 años.

¿Dónde están trabajando los estudiantes o los mexicanos más jóvenes?, ¿por qué no los están dando de alta?

En este contexto es importante la reforma porque permitiría que a través de contratación por medio tiempo o tiempo parcial, por temporada, o con capacitación inicial recibir todos los derechos y prestaciones y generar un ahorro para su retiro por medio de una afore.

¿Cómo nos impacta la tan nombrada Reforma Laboral? Todos los que no cuenten con una afore porque trabajan por periodos, por proyectos, etcétera, obtendrán prestaciones y es probable que más jóvenes puedan empezar el ahorro para su retiro.

En cuanto al traslado de activos que Consar ha anunciado, no debes preocuparte, pues no te impactará aunque seas los que están en alguna de las dos Siefores, dijo el presidente de la Consar, Pedro Ordorica.

Lo que sí debemos anotar es que este instrumento está ahí para ayudarnos a juntar algo para el futuro y necesitamos empezar la vida laboral con el pie derecho para que juntemos la mayor cantidad de recursos para el futuro.

Si no tienes afore, si eres trabajador de medio tiempo, si eres uno de esos jóvenes que no cotizan, empieza ya a analizar cuáles serán tus opciones de afore para que -si pasa la Reforma Laboral- puedas escoger la correcta. Y si no llega a ser aceptada por el Legislativo, pienses en abrir una por tu cuenta y empezar un ahorro para el futuro.

Así se ve el movimiento de los activos:

 

 

 

 

 

 

 

Así queda la familia de Siefores a partir del 23 de noviembre:

 

 

 

 

 

 

 

No hay mucha diferencia porque las afores en las dos Siefores tienen el mismo ranking según su rendimiento neto:

 

 

 

 

 

 

 

Espero su opinión en la zona de comentarios y sigamos la conversación por Twitter en @vivircomoreina. 

 


Ayer, en el marco de la 5ta Semana Nacional de Educación Financiera, presenté junto con José Antonio García García Luna de la Anáhuac Norte y Fernando Castañeda de la UNAM, la encuesta de la Asociación Mexicana de Afores (Amafore) titulada “Ahorro y Futuro: ¿Cómo piensan los estudiantes universitarios?” en el Museo Interactivo de Economía (MIDE).

La encuesta la pueden leer aquí.

Les quiero compartir e invitar a reflexionar sobre uno de los aspectos que me parecieron interesantes.

Según la encuesta, 66% de los universitarios dicen no haber platicado del retiro laboral en la familia.

De hecho la mayoría cree que sus padres se jubilarán a los 58 años –algo jóvenes, sobre todo en comparación con la edad estipulada de retiro de 65 años- pero lo que me impactó es que 58% tienen claro que van a aportar para ayudar al retiro de sus padres.

Y 65% responden de forma negativa a las consecuencias de que los hijos deban hacerse cargo de sus padres, económicamente, durante su vejez.

Para resumir: No hablamos del retiro en casa, pero es claro que vamos a tener que ayudar a nuestros padres y esto nos trae a la cabeza consecuencias negativas como: “menos dinero para mí”, “renunciar a nuestra vida” o “problemas maritales”.

A 15 años de la creación de las afores y la reforma al sistema de pensiones, los invito a reflexionar qué pasa en esta generación que le queda claro que sus padres han hecho tantos sacrificios por ellos, que cuando sean adultos van a tener que cuidarlos económicamente porque sus pensiones o negocios o activos que tengan no van a alcanzar.

Sin hablar del retiro o planes de jubilación en casa, los padres de familia han dejado claro que sus hijos deben apoyarlos en correspondencia al sacrificio que los padres han hecho por ellos.

Me imagino que en el futuro cuando estos mexicanos tengan treinta y tantos y deban pasarle un dinerito al mes a sus padres, no solo van a tener problemas maritales, sino que no me queda claro que vayan a poder ahorrar para sus metas o su jubilación. Si no hacemos aportaciones voluntarias a los treinta y tantos (ojalá las hiciéramos desde antes) porque estamos ayudando a nuestros padres, ¿vamos nosotros a pedirles a nuestros hijos que nos ayuden? Por cierto, eso es algo que estos universitarios no quieren pues solo 1% respondió que sus hijos los ayudarán con su manutención económica la hora de su retiro.

Ustedes, ¿quieren mantener a sus padres?, ¿ya les ayudan?, ¿quieren que sus hijos los ayuden en el futuro?

Me interesaría mucho su opinión al respecto y la espero en la zona de comentarios. Sigamos la conversación a través de Twitter en @vivircomoreina.  

 


¿Te llega tu estado de cuenta de la afore?, ¿te ha llegado alguna vez?

¿Sabes si tienes afore o cuál es la que guarda tu dinero para el retiro?

En la cabeza de pocos estas son preguntas relevantes que los harían dedicar más de tres minutos de su vida a responder, en parte por desidia y en parte porque el retiro es una de esas cosas que muchos ven como algo que está a años luz de hoy.

Pues les cuento que si eres un trabajador formal cuyo patrón hacer aportaciones y tienes afore pero no sabes ni cuál es y nunca te ha llegado un estado de cuenta, entonces es probable que estés en el 34% de los trabajadores en México que fueron asignados a una afore porque de tu parte nunca hubo interés en buscar quién cuidará tus aportaciones. Y es MUY probable que estés ganando menos dinero del que podrías ganar para tu retiro.

Este 34% no recibe los tres estados de cuenta anuales que se deben mandar de forma obligatoria. Y no tiene idea de cuánto dinero tiene en su cuenta.  ¿Por qué? Pues no están registrados y nunca establecieron contacto con la afore o firmaron el contrato y dieron sus datos personales. La Consar sabe que existen pero solo saben su nombre y la cantidad que aporta su patrón y los asignaron a una afore que le convenía cuando inició su trabajo.

Pero con el tiempo, la afore a la que fue asignada esta persona es probable que no sea la mejor y por lo tanto puede que aunque esté aportando casi 6% de su sueldo para su retiro, cuando llegue a él (a los 65 años que sí le va a preocupar este tema) busque su afore y se registre y le digan: “usted tiene XX pesos” y que ese monto no le alcance ni para sus chicles.

Ve la diferencia: 
En la Siefore Básica 5, que es para los trabajadores más jóvenes de hasta 26 años, la afore con mejor rendimiento neto -al cierre de julio de 2012- es Invercap con un 18.43%, mientras que la peor es Inbursa con 6.99%. Una te dará tres veces el dinero que la otra, tan sencillo como eso. Por lo tanto, si eres uno de los asignados y no te has registrado puede ser que estés haciendo la tercera parte del dinero que podrías estad ganando.

Y esto por flojera, desidia y poca visión de largo plazo.

Les propongo que nos importe nuestra afore y busquemos dónde esta ese dinero que nos quitan hoy y con el que nos gustaría vivir mañana.

Espero sus opiniones en la zona de comentarios y sigamos la conversación en Twitter en @vivircomoreina. 

 

 

 



Nota: Las opiniones que se presentan en la sección de blogs de CNNExpansión.com, son responsabilidad única de sus autores y no reflejan necesariamente la opinión periodística de CNNExpansión.
Términos y condiciones