Esta es la cuarta confesión, y la guardé para el final, porque esta sí que es una mujer organizada con su dinero y por eso, se puede dar gustos…

‘Aparto mi pedazo para mis lujos’ 
Yo sí gasto bastante, conmigo sí se aplica eso de que  si tengo un mal día, ir de compras me ayuda a estar de mejor humor. 
Pero, tengo un ingreso y me puedo dar esos lujos.
A veces me da un poco pena que mi esposo vea cómo gasto mi sueldo, o la parte que no usamos para gastos de casa. 
En cuanto a la comunicación, los dos sabemos cuánto ganamos y cuánto gastamos.
Pero en mi presupuesto yo sí incluyo lo que tú dices de tener un monto específico para “pasarla bien”, otro para ahorrar, otro para los gastos de la casa… 

De verdad que qué bien que tengas un presupuesto, que ahorres y puedas pasarla bien. Felicidades. En cuanto a lo de la culpa… debes dejarla a un lado. No debes sentirte culpable porque gastas lo que tienes apartado para gastar. Nada de penas. Y para esto recomiendo que lo platiques con tu pareja, enséñale tu presupuesto, es más, hagan uno juntos en donde los dos tengan un pedazo para sus gustos y gastos y lujos. Seguro él también gasta en cosas sólo para él. Al compartir y ser abiertos, se quieta la culpa o la pena, a menos, de que te pases de gastalona y uses el dinero que era para arreglar las ventanas de la casa. 

Sólo una pregunta, para jugar al abogado del diablo… ¿Tienen seguros médicos, de auto y de vida? Porque este es otro elemento de la previsión…

Te recomiendo el libro de Ramit Sethi, ‘I will teach you to be rich’, no han hecho la traducción, pero puedes conseguirlo en amazon.com o échate un clavado a su blog, en el que hay partes de su libro.


Hablar de dinero no es fácil, sobre todo cuando sabemos que otros nos pueden juzgar. Aceptar que a veces gastamos en lujos que a otros pueden parecer tonterías es todavía más difícil. Por eso, existe este sentimiento de que uno se ve mejor cuando dice que ahorra que cuando dice que ‘despilfarra’. PERO recuerden que para todo hay una partida en el presupuesto, y la meta es disfrutar siempre y ahorrar siempre. 

A mi post anterior, sobre el gasto de las mujeres, respondieron varias lectoras que no quisieron dejar su nombre, pero cuentan cómo le hacen y qué tanto hablan de dinero con sus parejas.

Les dejo uno de los comentarios con un tip, y luego vendrán los demás…

‘La que nunca tiene y si tiene, no dice’ 
Mis finanzas personales son lo peor. 
Yo a veces sí le oculto a mi novio información de mi dinero. Él sabe que nunca tengo, pero las pocas veces que sí logro tener algunos tengo ahorros, la verdad no le digo.

Creo que podrías empezar por hacer un registro de gastos en esta página de Banamex, (junto a la foto de los señores coloca tu ratón y saldrá un botón naranja que dice planificador, haz click y empieza a registrar a dónde se te va el dinero, la liga directa no funciona siempre, pero te la dejo también… PLANIFICADOR.

¿Quién le puede recomendar algo?



Dejemos a un lado los tapabocas de la influenza y pensemos en otras cosas un minuto, sólo recuerden no saludar de beso, lavarse mucho las manos y tomar vitamina C. 

Encontramos en la redacción de Dinero Inteligente un sitio con calculadoras para cualquier tipo de necesidad… 

Es una herramienta genial para cuando queremos premiarnos o consentirnos. Por ejemplo, para cuando acabe este pánico de salir a la calle.

Además, no hay que esperar a que a alguien se le ocurra darnos un regalito cuando podemos darnos algo nosotros mismos.

Se las comparto para lograr sus metas a corto plazo. En realidad es para establecer metas con los hijos, pero yo ya calculé cuántas semanas me faltan para esa bolsa que tanto quiero.

La calculadora está en inglés porque es del sitio de Visa, que en este idioma es más amigable que el que está en español.

En donde dice ‘Desired Items’ coloca el nombre de lo que deseas tener y junto su costo. Después en ‘Current Weekly Allowance’ -que es el dinero que le darías a tu hijo como domingo- pon el monto que estás dispuesto a acumular a la semana. En ‘Other Income’, puedes poner la cantidad de dinero que ya tienes y que aportarás como enganche para estos deseos. El resultado te dará el número de semanas que necesitas para alcanzar tu meta.  



Nota: Las opiniones que se presentan en la sección de blogs de CNNExpansión.com, son responsabilidad única de sus autores y no reflejan necesariamente la opinión periodística de CNNExpansión.
Términos y condiciones