Cuando realizas una inversión en un banco, la realidad es que la tasa de interés que te pagan generalmente es muy cercana o inclusive inferior a la inflación. En este último caso, el interés que percibes es negativo.
No obstante, dado el procedimiento previsto en la LISR, el banco siempre te retiene impuesto, aun y cuando no ganaste nada, pues la inflación absorbió todo el interés que esperabas percibir.
A fin de evitar esta situación, el año pasado se definió un nuevo esquema, para que los bancos únicamente te retuvieran ISR sobre los intereses reales, es decir, cuando los intereses percibidos hubieran sido superiores a la inflación.
Este cambio, implicaba fuertes ajustes a los sistemas y procesos informáticos de las instituciones financieras, ajustes que todavía no están listos, y ante esta situación, se ha decidido que esta reforma no entre en vigor en 2011, sino hasta el 1° de enero de 2012.
En la siguiente tabla se ejemplifica el ISR a pagar bajo ambos procedimientos:

  Régimen aplicable en
  2011 2012 2011 2012
Inversión  100,000.00  100,000.00 100,000.00   100,000.00 
Tasa de interés 4.48% 4.48% 6.00% 6.00%
Interés anual      4,480.00  4,480.00      6,000.00       6,000.00 
Inflación (estimada 5%)      5,000.00  5,000.00      5,000.00       5,000.00 
Interés real -520.00  520.00      1,000.00       1,000.00 
ISR a pagar (1)        600.00  0.00         600.00          300.00 

(1) En el régimen de 2011, se aplica la tasa del 0.60% sobre el capital que dé lugar al pago de intereses. En el régimen de 2012, se aplica la tasa del 30% sobre el interés real

Nota: Las opiniones que se presentan en la sección de blogs de CNNExpansión.com, son responsabilidad única de sus autores y no reflejan necesariamente la opinión periodística de CNNExpansión.
Términos y condiciones